Cómo actuar ante un desahucio

Cómo actuar ante un desahucio

 

¿Te vas a enfrentar a un posible desahucio? Esto es lo que debes hacer para intentar conservar tu vivienda.

 

Aunque cada vez se hable menos de ellos, lo cierto es que las cifras de desahucios no son positivas. En 2021, el total de desahucios en España ascendió a los 41.359 casos, más de un 40% por encima de la cifra registrada en 2020, aunque afortunadamente por debajo del más del 60% registrado en 2019.

 

Se sigue echando a las personas de sus hogares, sobre todo porque estas no saben exactamente qué pueden hacer para intentar frenar el proceso. Aquí, con la ayuda de los especialistas de Cervera Peláez Abogados, profesionales en materia de desahucios, vamos a ver cómo se debe actuar ante un desahucio por problemas con un arrendador en caso de alquiler.

 

Qué hacer ante un desahucio en un alquiler

 

Lo primero que se debe buscar siempre es la vía amistosa. Es aconsejable ponerse en contacto con el arrendador, sobre todo en caso de impago de la renta, para buscar una solución amistosa. Intentar negociar la división del pago en un plazo más amplio para poder hacerle frente, o incluso combinar varias cuotas en un único pago.

 

Lo ideal es empezar por ahí antes de intentar explorar las vías legales porque, ciertamente, es la mejor forma de arreglarlo en caso de llegar a una solución. Ahora bien, si no hay respuesta del arrendador o este quiere seguir adelante con el proceso, toca empezar a movilizar la maquinaria legal.

 

De hecho, lo más probable es que haya que enfrentarse a una demanda. En este caso, según la Ley de Enjuiciamiento Civil, hay poco margen de maniobra: se debe alegar y probar el pago o, al menos, las circunstancias que hayan llevado a esta situación. Es de esperar que el arrendador quiera recuperar su inmueble cuanto antes, como también el importe no abonado.

 

En estas situaciones, si el contrato de alquiler sigue vigente por plazos, no se puede usar la fianza para compensar el crédito. De hecho, lo más probable es que se pierda al no haber cumplido las condiciones del contrato.

 

¿Y si el desahucio llega a la vía judicial?

 

En caso de que se llegue a la vía judicial, lo habitual es que el inquilino se haya opuesto a la demanda del arrendador. Esto hace que se acabe acudiendo a juicio y que sea el juez el que tome la decisión de quién tiene razón, si el propietario (en cuyo caso se procede con la ejecución del desahucio), o el inquilino (en cuyo caso se cancela el desahucio).

 

Ganar es la única forma que tiene el inquilino de parar el desahucio en caso de que se llegue a este extremo. Para ello, tiene que demostrar que la acusación es infundada y que se han cumplido con los plazos, o al menos que se puede cumplir con la deuda en un plazo límite que se establezca en los tribunales.

 

Es cierto que existen otros mecanismos para frenar el proceso durante un tiempo, como pidiendo justicia gratuita o incluso procediendo con una denuncia al propietario por lo penal. Son alternativas en el caso de que sea necesario parar el proceso de desahucio, pero lo único que hacen es aplazar su ejecución.

 

Los desahucios son procesos difíciles de revertir una vez comienzan a ponerse en marcha. Por eso, en caso de enfrentarse a uno, sea por la parte que sea, siempre es aconsejable contar con los mejores abogados especializados en la materia.

 


 

ARTÍCULOS RELACIONADOS

 

 


 

¡SUSCRÍBETE A NUESTRO CANAL DE YOUTUBE!

 

Comentar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
0
    0
    Tu Cesta
    Tu Cesta esta vacíaFinalizar Compra